Al Robot: Fotografía Digital

Por Edgar Tercero.

Fotografía Digital


Los miedos al avance tecnológico por la revolución 4.0 son evidentes, por un lado, el no saber el alcance de la tecnología, invasión de la privacidad, así como la pérdida de empleos, millones de empleos. La abundancia de mentiras en línea, manipulaciones, extorciones, monedas digitales que quieren desfalcar al dólar, universos digitales entre otros muchos temas que se hablan en la actualidad, algunas veces meras hipótesis y en otros casos a penas es el inicio de nuevas tecnologías con descubrimientos recientes.


Hay bastantes beneficios, como el encontrar curas a las posibles enfermedades que desarrollará un ser humano, antienvejecimiento prolongando la cantidad y calidad de la vida. Pero existe aún cierto resentimiento porque si una máquina puede hacer el trabajo de un ser humano, se perderán empleos, ingresos económicos. En parte es cierto que millones de empleos que realizaban humanos ya no serán necesarios, porque una máquina lo llevará a cabo, pero por otro lado aún faltan algunos años para realizar esos ajustes, y por el momento se requiere del apoyo del ingenio humano para poder desarrollar estas tecnologías.


Pero examinemos un poco el tema de inteligencia artificial, porque hoy en día todos tenemos acceso a inteligencias artificiales, podemos bien ser objeto de sus investigaciones o por el contrario las utilizamos para generar dinero.


Muchos preguntaran ¿Cómo es esto posible? Pues veamos un ejemplo sencillo: YouTube. Así es, esta plataforma de vídeos en línea tan popular en nuestros días, utilizada por millones de personas, utiliza inteligencia artificial para recomendar el contenido que más le gusta a una persona, vigila la cantidad de tiempo que se permanece observando un vídeo, si solo un par de segundos o el vídeo completo, reconoce el tipo de música, personajes, etc. Y para todo aquel que quiera ganarse un poco de dinero utiliza esta misma inteligencia artificial para que su contenido sea recomendado a más personas a las que podría interesarles los temas que se presentan. Y realmente no importa si se tienen millones de suscriptores o tan solo unos miles, depende más de que tantas veces se ha recomendado este vídeo a otras personas.


Pero ¿No he visto ningún personaje como en las películas que hable conmigo? Es correcto, las inteligencias artificiales actuales son meramente un código, lo que llamamos algoritmos, que gracias al machine learning, big data entre otros permite realizar análisis en tiempo real de los comportamientos humanos y sacar algunas conclusiones, que se van mejorando con el avance del tiempo para lograr mejores recomendaciones en el futuro.


Estos datos de los que hemos hablado en tantas ocasiones, donde las personas que utilizan diferentes redes sociales dan gratuitamente, recordando que los datos no son solo números o letras, actualmente existen tantos y tan variados que una máquina puede interpretar imágenes, sonidos, olores y hasta sabores. Claro aún en 0s y 1s, aunque esto puede cambiar con la computación cuántica, pero digamos que la base han sido los datos hasta el momento.


Algoritmo: en matemáticas, lógica, ciencias de la computación y disciplinas relacionadas, un algoritmo​ es un conjunto de instrucciones o reglas definidas y no-ambiguas, ordenadas y finitas que permite, típicamente, solucionar un problema, realizar un cómputo, procesar datos y llevar a cabo otras tareas o actividades.​ Dado un estado inicial y una entrada, siguiendo los pasos sucesivos se llega a un estado final y se obtiene una solución.



Derivado del uso y aplicación de estos algoritmos se ha visto un incremento en la polarización en la forma de pensar de los humanos, o es un color u otro sin haber cavidad a un punto medio. Inclusive el odio en redes sociales es increíble, llegando al punto donde pueden arruinar la vida de una persona con comentarios sumamente agresivos, que algunas empresas ven como un ataque a su imagen por lo tanto prefieren deshacerse del problema, creyendo que despidiendo a esa persona se arreglarán todos sus problemas, y hasta cierto punto funciona, porque se vuelven a ganar el amor de su público por un corto período más.


Esa cultura del like, del no juntarme con esta persona u otra porque entonces perderé a mis simpatizantes, pareciera absurdo que en la tercera década del siglo XXI hablemos de este tipo de situaciones, pero hoy es más real que nunca, donde las personas se atan a una creencia, sin ver puntos medios, destruyéndose unos a otros sin prestar atención a los verdaderos problemas que aquejan a nuestra civilización.


¿Esto es culpa de las computadoras? No lo creo en absoluto, porque los algoritmos son creados por humanos para dar solución a situaciones reales que viven todos los días. El gran problema es el poder que los humanos otorgan a la tecnología que utilizan, no la comprenden, se quejan, pero al final terminan obedeciendo a su primer impulso de creer lo que esta frente a ellos en sus pantallas, simplemente porque coincide con su forma de pensamiento, no hay lugar al error y no se investiga más, asumiendo que esa es la verdad absoluta. Cuando sabemos que muchas veces están equivocados, pero no lo reconocen, por lo tanto buscan aprobación de otros, que validen sus teorías, más nunca voltean a analizar la raíz del problema, porque eso implica un mayor esfuerzo, y recordemos que el cerebro buscará el camino que menor consumo de energía le represente, y esto es un tema biológico, que el humano ha logrado controlar utilizando emociones, temas sociales, ética entre otros temas subjetivos, pero que han permitido un gran desarrollo de la humanidad.


No digo que todos los humanos seamos así, pero desafortunadamente la gran mayoría solo son usuarios que no les gusta aprender algo nuevo. Creen que paro eso estudiaron varios años, y que en el mundo real solo hay que trabajar haciendo lo que siempre han hecho. Al contrario de aquellos que nos enfrentamos a retos diarios, teniendo que aprender nuevas habilidades, saber como funcionan las cosas para poder realizar análisis y tomar decisiones. Si bien no podemos saber todo de lo que existe actualmente en nuestro mundo, cada campo sigue sufriendo cambios, inclusive situaciones que antes no comprendíamos, gracias a los avances tecnológicos actuales se pueden encontrar nuevas respuestas.


Es posible que se pierdan empleos, eso no lo voy a negar, pero también se abren las puertas a nuevas profesiones, campos de desarrollo. Pero esto también implica que las personas deban aprender nuevas cosas, ya no es posible que las personas no entiendan como utilizar una computadora, conectar una red, entrar a sesiones en línea, compartir archivos, utilizar la nube para colaboración, saber que es la nube, saber que significa la velocidad de descarga y subida en una red doméstica.


Parecen conceptos complejos, pero es algo que utilizamos todos los días, y la gente no se da cuenta de ello. Van por la vida a ciegas, apretando botones inconscientemente, por lo tanto, la próxima vez que intentan replicar alguna acción, desconocen que deben hacer porque jamás entendieron que estaban ejecutando.


Se vuelve un círculo vicioso, de aceptación-rechazo, donde a algunos les da miedo, causa preocupación, pero por otro lado dependen de ellos para continuar. O inclusive muchos desconocen que ya son partícipes de la revolución 4.0, simplemente ya están involucrados a ciegas.


Actualmente todo aquel que se encuentre frente a un teléfono celular o computadora están formando parte de esta nueva revolución. Lo sepan o no, es momento de tomar acción, porque sus vidas ya existen en un universo digital que aumenta constantemente de tamaño, utiliza cada vez más energía, aunque muchos crean que las computadoras se han hecho más pequeñas, no han entendido el concepto de la nube, un lugar físico de computadoras, apiladas, conectadas, funcionando día y noche, 24x7 generando un gasto constante de energía gracias a los zeta bytes de transacciones diarias.


Es indispensable que nos alfabeticemos en el uso de datos, ya que de ello depende comprender el uso de estos para analizar problemas y ofrecer soluciones. Indispensable conocer de principios básicos de como funcionan las redes, el correo electrónico para no ser víctimas de ataques y comprometer el activo más importante de todo ser humano que vive en una sociedad con internet, así es hablo de los datos. Y por supuesto aprender un poco de programación básica, inclusive aprender a definir un algoritmo, porque la mayoría de las cosas utilizan este principio, que como coloque en la definición, solo se trata de replicar el mundo real.


A menos que se viva en una cueva, o una región alejada donde no exista internet o computadoras, necesitamos alfabetizarnos en el mundo digital, de lo contrario estarán destinados a volverse obsoletos y ser sustituidos por una máquina. La mayoría de las personas tienen un perfil digital, que lo representa ante los demás, pero no significa que sea fiel copia del verdadero humano.


“Se pueden vivir dos vidas en la revolución 4.0, la digital y la verdadera”


Aviso Oportuno

Cuartos en Renta, Villa de Álvarez

Cuartos en Renta, Villa de Álvarez

Casa en venta, Villa de Álvarez

Casa en venta, Villa de Álvarez

Residencia en venta, Villa de Álvare

Residencia en venta, Villa de Álvare

Chevrolet Prisma 2016

Chevrolet Prisma 2016

Sentra 2005, Manzanillo

Sentra 2005, Manzanillo

Toyota Cambri 2016

Toyota Cambri 2016

Cambio por Tsuru, Colima

Cambio por Tsuru, Colima

1/8
7f15f563-9273-46fd-a47e-32dd262e39bd.jpg
organon_Mesa de trabajo 1.jpg